Comuniones

mayo 23, 2010


Las comuniones miradas desde fuera son una cosa rara.

Yo como estoy peleada con la iglesia, que no con las creencias, solo veo niños vestidos de marinerito y niñas vestidas de boda que van a comerse una galletita antes de un banquete con la familia y sus correspondientes regalos.

Este sábado estuve en la de mi primo y me hacía ilusión ver a los pequeños querubines tan contentos, aunque palabrita que me hubiera marchado de la iglesia si para él no fuera importante que estuviéramos allí.

Con una catequista que nos echaba la bronca cada minuto y medio y un cura que se callaba esperando que se hiciera el silencio, como cuando están en el colegio.

Yo que queréis que os diga, no soporto una iglesia que te hace estar en un edificio, callado, asintiendo, mientras el que se supone que tiene el "Power divino" cuenta lo que le apetezca.

No entiendo que no se pueda participar, prefiero el formato de peli americana en el que si te da el punto puedes levantarte del asiento y gritar "Amén, hermano" , cantarte unas canciones, contar unos testimonios...

Para ir a tomarme una galleta mientras me leen un sermón, me leo la biblia mientras me como una Oreo sentada en el sofá ¿No dicen que Dios está en todas partes? ¡Pues eso!

You Might Also Like

5 comentarios

Si has llegado hasta aquí...
LOVE U A LOT