¿Qué debemos hacer con el alcohol?

julio 19, 2011

La FAD (Fundación de ayuda contra la drogadicción) ha estrenado campaña ¿Qué debemos hacer con el alcohol?


Me ha sorprendido porque creo que es la primera que veo una campaña dirigida al consumo del alcohol por si mismo, sin relacionarlo con los accidentes de tráfico o con otras circunstancias. Pero creo que no es una cuestión de ¿qué hacemos con el alcohol? No creo que una copa de vino, una cerveza, dos copas, o tres según la circunstancia, sean un problema. El problema está en el consumo continuo y desmedido.

Partiendo de la base de que en nuestra cultura el arraigo del alcohol es tremendito. Se brinda cuando pasa algo bueno, se descorchan las botellas, irse de cañas es sinónimo de relax y hasta la sangre de Cristo es vino, así que dime tú por donde se pretende empezar.

Salir y beber no es malo, no salir si no se bebe es lamentable, que es un poco la clave del tema.

Yo he pasado por periodos de chuza, abstemia, chuza, abstemia... y la presión social del tema da para una tesis.

En el momento que dices que no bebes hay dos bandos, los que dicen: "Joder tía ojalá fuera como tú". Y los que piensan que eres ex-alcohólica, que no eres de fiar, que tienes algún problema médico o psicológico, que eres una seta amargada, o pasan de entrarte porque estando sobria no dirás que si en la vida.

Creo que no he aguantado más miradas suspicaces de.... "esta oculta algo" en mi vida.
Porque si eres un maromo de gimnasio y te pides un zumo, se intuye que estás en fase de ciclo o preocupadísimo por las calorías. Pero si te acercas pimpireta a la barra a pedirte una fanta de naranja, no es raro que te digan "¿Sola?"
Si, soltera, pero la fanta con un vaso y con hielo por favor.

Yo no he sucumbido, y bebo lo que me da la gana cuando me da la gana, ya pueden decir misa, ahora y cuando tenía 10 años menos. Pero me imagino que para todo el mundo no será fácil decir que no, y que sea un no. Tal vez menos por no aguantar la presión, que por no aguantar el sumo coñazo del "Joe tómate solo una", "Bah, un chupito..." Que ya me explicaréis cual es la raíz de la insistencia en que bebamos. ¿Os subvencionan las marcas?

Además cuando te acostumbras a no beber, posiblemente te lo pasas mejor que el resto, viendo como meten la gamba, sin resaca al día siguiente, sin perder ni el equilibrio ni la capacidad de pronunciación, y ahorrándote una pasta por cierto.

Para mí una cosa es tomarte unas copas tranquilamente, y disfrutarlas, dejando que cuando sea te de una chispita y la risa floja con el saborcillo agradable. Y otra muy distinta pillarte un moco de tres pares, bebértelas como si fuera agua, y al día siguiente levantarte como si te hubiera poseído Massiel.

Que ojo, Massiel y yo nos podíamos haber dado la mano sin problema!

Sin entrar en que algunos cuando bebéis simplemente estáis más risueños, más chorras, más ausentes o según os de, y a otros es para daros, pero no copas, sino una leche con la mano abierta, a ver si espabiláis y no utilizáis la coyuntura del "voy pedo" para sacar la parte más babosa que os guardáis cuando estáis serenos.

Que las copas que os hacen falta para entrar a matar son las que luego os sobran para el remate hijos míos... ronquidos aparte, que no se que tendrá el alcohol que hace efecto megáfono.

Que si, que nosotras también somos finas, que una tía borracha es lo menos femenino y lo menos glamuroso que puede haber en la tierra (siempre se me viene Courtney Love a la cabeza)

No se, yo creo que hay que ser moderado. Pillarte el puntillo o beberte unas copas no me parece grave, pero no saber parar creo que es un problema.

A mi a estas alturas ir pedo perdía me da vergüenza, es más, me veo en la fotos facebokeras y me dan ganas de regañarme.

En fin, voy a ponerme una copa a ver si me relajo.

You Might Also Like

6 comentarios

Si has llegado hasta aquí...
LOVE U A LOT