Hasta Luego Madrid.

febrero 17, 2018

El día 21 pasan dos cosas, una es que me he comprado un billete para Italia. 
La otra es que ese mismo día hará nueve meses que se murió mi padre. 

La fecha es casual, el hecho de que me vaya, no. 
Pensaba que eso de que con el tiempo se lleva peor era un teoría, pero llevo encima un hostión bastante interesante. Necesito sentarme un ratito y llorar tranquila, sin que me pregunten qué me pasa cuando baje por el pan. 

Sin dramar, estoy bien, no me había comido nunca una situación así, y me doy con un canto en los dientes, pero pago por un poquito de oxígeno mental. 

Me gustaría deciros que sé dónde voy y qué voy a hacer, pero la verdad es que sé casi exactamente lo mismo que vosotros, que es la parte entretenida, vamos a descubrirlo juntos. No os lo hago en modo "elige la aventura" porque como sois unos cabritos, terminaría cazando tiburones en algún lugar loco, vestida de a saber qué. 

Se admiten apuestas de destinos y tiempos de estancia. 

La primera idea era Venecia, pero me he descubierto, secretamente, mirando casas en pueblos perdidos cerca del mar. No os preocupéis, en todos los sitios venden ron y aguacate, estaré bien. 

El caso es que necesito pararme y decidir y como nunca he sabido hacerlo, me voy para pensármelo, que es como siempre he encontrado los caminos, andando. 

No descarto volver pronto, de hecho, me revolotean ganas de planes madrileños. 

Os mantengo informados.
Echadme de menos. 
(Send me Donettes) 
<3


You Might Also Like

2 comentarios

Si has llegado hasta aquí...
LOVE U A LOT