A leer: "Buenos presagios" (Comedia apocalíptica)

Entre el fin del mundo Bíblico, los zombies, las novelas negras y "el asesino de al lado" en TV, el día que delire no sé que va a salir de esta cabeza. 

En "Buenos presagios" (Terry Pratchett y Neil Gaiman), hay un problema: el mundo se va a acabar como dictan las profecías, pero el niño del mal que tenía que provocarlo, se ha ido a vivir con una familia decente, y no ha habido manera de que desarrolle su faceta maligna. 

Un ángel y un demonio, conscientes de que lo que está escrito es ley, intentan arreglarlo para que el mundo llegue a su final. Hasta que llega un momento en el que ya no está tan claro quién es el malo y quién el bueno.

Como personajes extra, los jinetes del apocalipsis, una bruja muerta, un par de cazabrujas, una pitonisa, un mensajero, teleoperadoras...

Con estas características ya os podéis imaginar que el libro es una sucesión de disparates, en su acepción positiva. 

La mayoría de las críticas lo ponen por las nubes, a mí no me parece para tanto. Es divertido y de lectura rápida, pero yo lo meto en la categoría de "fin express": un 99% de introducción y nudo, una página de desenlace. 

Durante el libro hay saltos entre historias, aunque no genera problema, pero además tiene un buen número de notas al pie. Se supone que son para aumentar la comicidad de la escena, pero a mí me dan una pereza infinita y no creo que aporten demasiado.

En este punto en el que parece que me he comido un limón, que no cunda el pánico, el libro está bien y divierte, que es su función. 

Ale, ya tenéis lectura de otoño.